Desmintiendo algunos mitos sobre la nutrición

La alimentación y la nutrición son temas que han generado mucho interés en los últimos años. Esto ha provocado el desarrollo de numerosos mitos sobre la alimentación, lo que ha causado cambios en los hábitos alimentarios de muchas personas.

A continuación, desmentimos algunos de los más comunes:


Hay alimentos buenos y malos

Falso. No hay ningún “superalimento”, ni tampoco lo contrario. Lo importante es saber combinar los alimentos y comer variado y equilibrado. Nada en exceso es bueno, por ello es importante saber las proporciones de consumo de cada alimento, para conseguir un peso adecuado y garantizar una buena salud.


Los alimentos light adelgazan

Falso. Un alimento light es aquel que tiene un porcentaje de energía inferior a su alimento de referencia ya que se les ha reducido o eliminado alguno de sus elementos calóricos. Por lo que un alimento que sea denominado “light”, no implica que no tenga calorías y se pueda consumir libremente, simplemente significa que engorda menos.


Saltarse una comida adelgaza

Falso. Los nutricionistas recomiendan realizar cinco comidas al día. De esta forma se reparte la ingesta en varias tomas y no se llega con excesiva hambre a ninguna de las comidas. Además, si se acostumbra al cuerpo a un aporte continuo de energía, éste sólo almacenará aquello que necesite.




El pan engorda, y la miga más que la corteza

Falso. El pan no es un alimento especialmente calórico y además es bajo en grasa. Tanto la miga de pan como la corteza son el mismo producto, por lo que tienen las mismas calorías. La única diferencia es que la corteza se deshidrata más al hornearse, y por eso tiene una textura más crujiente que la miga, que conserva un mayor porcentaje de agua y es esponjosa.


Los productos integrales engordan menos

Falso. Los alimentos integrales suelen tener las mismas calorías que el producto de referencia no integral, pero tiene mayor cantidad de fibra, lo que provoca que la sensación de saciedad llegue antes y por lo tanto se coma menos.


Los alimentos frescos tienen más nutrientes que los congelados

Falso. El frío mantiene las cualidades nutritivas de los alimentos sin alterarlos, por lo que es totalmente recomendable consumir pescados, carnes o verduras congeladas.




Los alimentos con grasas vegetales son más sanos que los que tienen grasas animales

Falso. Hay que fijarse bien en la etiqueta ya que si se trata de aceites de palma y coco o grasas parcialmente hidrogenadas, pueden ser más perjudiciales para la salud que las grasas animales y además aumentan el colesterol.


Mi sobrepeso es debido a la retención de líquidos

Falso. El sobrepeso y la obesidad suelen darse por un exceso de grasa corporal. No es aconsejable el uso de diuréticos sin el control de un especialista ya que puede ser perjudicial para la salud.


Entradas destacadas