Alimentos para el mal de amores


Además de practicar ejercicio, dormir al menos 8h y hacer vida social, la dieta es muy importante a la hora de superar una ruptura. Existen una serie de microorganismos en el intestino que afectan a los estados mentales. Hay estudios que certifican que el consumo de probióticos incide en el bienestar emocional de forma casi inmediata. Entre los alimentos que debemos incluir en la dieta si sufrimos mal de amores encontramos los siguientes:



Cereales integrales

A diferencia de los refinados, conservan el grano, que es donde se encuentra tanto la fibra, que ayuda al tránsito intestinal, como una buena cantidad de triptófano, un aminoácido esencial que se obtiene a través de la dieta y actúa como precursor de la serotonina. Se recomienda incluirlos también en la cena ya que el triptófano también genera melatonina, un neurotransmisor que se produce sobre todo por la noche e influye en los procesos de sueño y vigilia.


Mejillones

Los moluscos bivalvos, entre los que encontramos mejillones, almejas, ostras o navajas, destacan por sus propiedades antiinflamatorias, que se ha demostrado que son beneficiosas para la microbiota intestinal, lo que puede afectar también al bienestar emocional.


Leche

Un vaso de leche antes de ir a dormir puede ayudar a conciliar el sueño y dormir mejor. La leche no solo contiene triptófano, sino también minerales como magnesio o zinc, que ayudan a que este se absorba mejor.


Naranjas

El consumo de frutas y verduras de temporada es fundamental si queremos disfrutar de una buena salud mental e intestinal. Siempre es mejor consumir una pieza de fruta entera y combinarla con otros alimentos, como una rebanada de pan integral con aceite de oliva, por ejemplo, ya que la fruta tiene una concentración de azúcar tan grande que se acabará convirtiendo en grasa.


Almendras

Este fruto seco es rico en magnesio, un mineral cuyas propiedades para contrarrestar el estrés han sido demostradas por la ciencia. El consumo de magnesio entre los jóvenes estadounidenses se traduce en niveles más bajos de agresividad. Otros alimentos ricos en magnesio son el chocolate negro, las espinacas, los garbanzos, las nueces, la quinoa o el plátano, que a su vez es también rico en triptófano.


Entradas destacadas
Entradas recientes
Archivo
Buscar por tags
Síguenos
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square